344 views 0 comments

EEUU: Desarrollan un ladrillo reciclado mucho más barato y no contaminante

by on March 9, 2016
 

Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0

El ladrillo de arcilla roja es uno de los elementos más utilizados en la construcción, pero no todas las personas saben que en su fabricación se utiliza madera, plástico, textiles, llantas y combustible, entre otros. Estos materiales, al ser incinerados a altas temperaturas en los hornos de producción, emiten muchos gases contaminantes.

Para hacer frente a este problema se creó el proyecto “Black Brick” (ladrillo negro), impulsado por el Instituto Tecnológico de Massachusetts en consonancia con otras iniciativas. El objetivo de Black Brick es diseñar ladrillos sustentables que sean tanto ecológicos como económicos.

 photo ladrilloreciclado2.jpg

Reciclaje de residuos de la industria papelera

Los estudiantes explicaron que el proyecto fue motivado por la detección de los altos niveles de contaminación en India, de los cuales la industria del ladrillo es una gran responsable. Así, quisieron atacar esta problemática y, al mismo tiempo, generar una idea alternativa para desarrollar viviendas de bajos recursos gracias a su bajo costo.

No es el primer proyecto centrado en la creación de ladrillos amigables para el medio ambiente, pero presenta más ventajas que los demás. Por ejemplo, en Uruguay y Argentina se lleva a cabo una iniciativa para hacer ladrillos PET con botellas recicladas y otros materiales que comúnmente se tiran a la basura. Este “ladrillo del futuro” fue diseñado por un equipo de estudiantes del Instituto Tecnológico de Massachusetts y se caracteriza por tener la misma apariencia que un ladrillo de arcilla roja pero, como su nombre lo indica, ser de color negro.

El tinte se debe a que el ladrillo está fabricado en un 70% a base de cenizas, que provienen de la celulosa que se obtiene de restos de papel y cartón reciclado, además de hidróxido de sodio, extracto de lima y arcilla. Gracias a la que se componen con este material, es posible reutilizar la enorme cantidad de cenizas generadas por las fábricas de papel que, en vez de tirarse, se pueden reciclar.

Otra de sus funciones ecológicas es que, a diferencia del ladrillo de arcilla roja, la combinación de sus componentes hace que no necesite cocción para endurecerse, pues lo hace a temperatura ambiente. De esta forma se reduce significativamente la emisión de gases contaminantes que comprometen al ambiente.

Fuente: http://www.lr21.com.uy, Agencias

Be the first to comment!
 
Leave a reply »

 

Leave a Response